Quiebra una empresa acusada de corrupción

18 de julio de 2013 (18:53 CET)

Se ha declarado en suspensión de pagos la firma constructora Gestió Esportiva Pineda. Este percance mercantil no dejaría de ser uno más de los miles que han azotado el sector del ladrillo y la hormigonera desde que la burbuja estalló si no fuera porque Gestió Esportiva Pineda está implicada a fondo en un caso de supuesta corrupción.

Hace muy pocos días, el ayuntamiento de Pineda entregó a la oficina de Antifraude de Catalunya copiosa documentación relativa a graves irregularidades en las obras de construcción de la piscina municipal del centro deportivo Can Xaubet. Según el ayuntamiento, la empresa cobró 242.000 euros por obras certificadas y no realizadas.

La citada constructora, que también tenía a su cargo la gestión de la piscina, es filial de Servei d’Ensenyament y Assessorament Esportiu (SEAE), una compañía de Esplugues de Llobregat cuyo administrador es Jorge Cabanas Ferrer.

Dada la situación de insolvencia de la empresa acusada, el cobro de las cantidades presuntamente apropiadas se antoja harto complicado.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad