Podemos en Cataluña, más de lo mismo

17 de febrero de 2015 (00:00 CET)

Tras ser escogida secretaria general del nuevo partido Podemos, su dirigente Gemma Ubasart ha hecho el correspondiente paseíllo por los medios catalanes.

Ubasart no es sólo la líder del partido de Pablo Iglesias menos votada en su territorio, sino que tras escuchar sus formulaciones uno tiene la sensación de que estamos ante una mujer muy desvinculada del espíritu de esa formación.

Sorprende que Ubasart siga hablando en sus referencias políticas de "Estado español", la entelequia lingüística inventada por el nacionalismo para referirse a España sin mencionarla. La nueva secretaria general de Podem en Cataluña lo tiene claro: España es el Estado español. Bien empezamos (o no).

Preguntada por el radiofonista del Grupo Godó Jordi Basté --uno de los menos tímidos con sus postulados independentistas-- sobre qué diferencias tiene Podem con respecto a las CUP la respuesta de la política que se está presentado es tan sincera como simple: "el tema independentista".

Vamos que Podem defiende en Cataluña postulados de supuesta radicalidad democrática (el controvertido derecho a decidir) mientras que Podemos defiende en el resto de España a los de abajo frente a los de arriba.

Si algo tenía de graciosa la formación de Iglesias, Monedero y Errejón era su novedosa visión de la morfología del Estado y el papel de los nacionalismos. La cosa simpática ha durado apenas unos días, hasta que Ubasart y su gente nos vuelve a inundar con la terminología, con la nomenclatura clásica, del nacionalismo más anacrónico (y ése no es el español, aunque también exista).

Podemos, Podem en Cataluña, ha sido apenas un espejismo. Que le pidan hora a Artur Mas y a Oriol Junqueras que, gustosos, les explicarán su hoja de ruta para que se sumen raudos.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad