Montefibre Hispania sigue sumida en pérdidas

03 de julio de 2013 (21:11 CET)

Los estados contables de Montefibre Hispania no logran abandonar la senda de los resultados negativos. Los de 2012 se cerraron con un déficit de 4,8 millones, frente a los 1,1 millones, asimismo en números rojos, del ejercicio precedente. El auditor afirma que los gestores contabilizan incorrectamente créditos fiscales, por lo que las pérdidas deberían aumentarse en otros 8,9 millones.

También sostiene que el fondo de maniobra es negativo y que de los 21 millones de pasivos a corto plazo, más de 8 millones se encuentran vencidos. Estas y otras consideraciones no menores le llevan a concluir que Montefibre se encuentra en una situación de incertidumbre significativa sobre su capacidad para continuar las actividades.

El cuartel general de Montefibre se encuentra en Barcelona y su planta fabril, en Miranda de Ebro. Es una de las primeras firmas europeas en la producción de fibras. Fundada en 1973, tuvo de presidente a Jordi Pujol en representación del Banco Industrial de Cataluña, que poseía una participación en la nueva empresa. Este fue uno de los últimos cargos de Pujol en firmas privadas antes de comenzar su larga carrera política.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad