La pérdida de atractivo de Madrid hunde los resultados de High Tech Hotels

26 de enero de 2014 (19:50 CET)

Las fuerzas vivas de Madrid están que echan las muelas contra las autoridades autonómicas y municipales por la debacle continuada del turismo, mientras el conjunto del mercado español encadena récords mundiales de visitantes. El declive de la Villa y Corte como destino turístico se acaba notando, tarde o temprano, entre los actores más relevantes del sector.

Es el caso de High Tech Hotels & Resorts. Sus 22 establecimientos en la capital del Reino la erigen en una de las principales cadenas de la zona. Así mismo dispone de otros cuatro en Barcelona, todos ellos con la marca comercial Petit Palace.

High Tech ha reducido su capital en casi tres millones de euros para restablecer el equilibrio de su patrimonio. Éste se tambaleaba por la acumulación de pérdidas, cifradas en 10 millones de euros entre 2010 y 2012.

El 26% del capital obra en manos del equipo directivo, a cargo de Antonio Fernández Casado. Otro paquete del mismo importe pertenece a la sociedad madrileña de capital riesgo Dinamia, cuyo principal accionista es el catalán Ricardo Portabella Peralta, afincado desde hace muchos años en Ginebra.

Portabella suele aparecer en la lista de los ciudadanos más ricos de Suiza gracias a su fornida cartera de activos inmobiliarios y, sobre todo, a su participación accionarial en la Danone española, de la que posee el 12%.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad