Ferreterías Ehlis: caen ventas y beneficios

06 de noviembre de 2013 (20:08 CET)

El negocio de la veterana firma Ehlis está en declive. Esta empresa, de capital familiar, tiene su sede en el municipio barcelonés de Sant Andreu de la Barca (Barcelona). Al inicio de la crisis alcanzó las mayores ventas de sus 115 años de existencia. Llegó a girar 130 millones de euros en 2007. A partir de ese momento, la actividad capotó y empezó la decadencia.

En el último ejercicio, la facturación bajó de 97 a 90 millones y los resultados netos después de impuestos se encogieron de 3,3 a 2,6 millones. De esta última cifra, 1,1 millones se aplicaron a dividendo y el resto a reservas. El descenso de los ingresos y las utilidades se explica por que se trata de una especialidad estrechamente ligada al ramo de la construcción.

Los fondos propios suman 30 millones. Los accionistas son varias sociedades patrimoniales, una de ellas domiciliada en Holanda, teledirigidas por la familia que da nombre a la empresa.

Ehlis se dedica a la distribución de artículos de ferretería, bricolaje, menaje, jardinería y otros suministros industriales, con un catálogo que incluye más de 12.000 referencias. Desde las instalaciones centrales de Sant Andreu de la Barca (Barcelona), altamente robotizadas, surte a una red de ferreterías que se agrupa bajo la denominación de Cadena 88 y se compone de un millar de puntos de venta al público. Cadena 88 actúa de central de compras y presta servicios unificados a toda esa ramificada trama de establecimientos.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad