El mayor productor de bonsáis de España, en serios apuros

02 de enero de 2014 (19:39 CET)

La crisis se ha llevado por delante los resultados de la empresa Mistral Bonsai. Esta compañía, con sede en Camarles (Tarragona), lidera el mercado español, tanto en producción como en distribución de bonsáis, los árboles en miniatura conseguidos con técnicas de origen japonés que frenan su crecimiento.

Las ventas de la Mistral se baten en retirada desde que comenzó la crisis. En 2012, la sociedad comercializó unas 300.000 unidades, por valor de 4,2 millones de euros. Dicho registro significa una baja del 14% respecto del año anterior y del 20% sobre las ventas de diez años atrás. La exportación abarca una veintena de países y representa el 50% de los ingresos. Se dirige hacia Francia, Reino Unido, Alemania, Suiza, Holanda e incluso Japón, entre otros.

Mistral Bonsai fue fundada en 1986 por su actual administrador, Manuel Ibáñez Pareja. Cuenta con una plantilla de 84 empleados.

Meses atrás, el auditor encargado de revisar sus estados contables estampó en su informe un aviso premonitorio. Anunció que el flujo de caja generado durante el segundo semestre de 2013 sería inferior a las amortizaciones de la deuda. Por ello advirtió de que podrían aflorar fuertes tensiones de tesorería.

La compañía recurrió al concurso de acreedores el 12 de diciembre.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad