Al BBVA no le salen las cuentas de su patrocino de la Liga de fútbol

14 de enero de 2013 (10:22 CET)

Aunque la denominada “guerra del fútbol” sea historia, como toda guerra, ésta ha dejado secuelas entre los clubes y los aficionados y también entre sus patrocinadores, entre los que destaca el principal valedor de la Liga de Fútbol Profesional (LFP), el BBVA, que desde 2006 viene apostando por el fútbol profesional como objetivo de patrocinio deportivo en España y cuya actual vinculación contractual expira en 2013.

La progresiva desafección de los aficionados como consecuencia de la definitiva irrupción de la televisión de pago en el mundo del fútbol, los desalentadores horarios que las televisiones han decidido imponer a la afición y la profunda crisis económica española que ha afectado al consumo interno de forma alarmante, parecen haber hecho mella en el BBVA que desde 2008 se convirtiera en patrocinador oficial de la LFP e impusiera su nombre y el de su principal eslogan a la primera y segunda división del fútbol español.

Pese a las expectativas generadas en un principio y los más de 20 millones anuales destinados a este apartado por la entidad financiera, son muchos los responsables del banco presidido por Francisco Gonzalez que ponen en solfa la supuesta rentabilidad de la inversión que se realiza y que se traduce en la escasa cifra de negocio que se ha generado como consecuencia de la denominada Liga BBVA o Liga Adelante.

Como diría un experto publicitario, “los cromos son lo único que ha funcionado satisfactoriamente de este acuerdo”. El actual concierto entre el BBVA y la LPF es consecuencia de la renovación del patrocinio alcanzado entre las partes y que finaliza en 2013 y que supone una inversión en el entorno de los 20 millones de euros anuales y otros 23 millones destinados a campañas comerciales para captar y vincular a sus clientes, aunque el acuerdo de confidencialidad entre las partes impide confirmar estas cifras.

La crisis económica y la reforma financiera está afectando de forma muy seria al patrocinio deportivo en España
y sus consecuencias ya se han dejado a sentir. Las entidades financieras no son, en absoluto, inmunes a todo ello y los bancos y las antiguas cajas de ahorro han revisado sus patrocinios deportivos o los tienen en vías de revisión.

Según el último ranking IMG -multinacional del marketing deportivo de Notoriedad de Patrocinio Deportivo, Santander (18,8% de notoriedad espontánea), Coca-Cola (14,1%) y BBVA (12,7%) siguen ocupando los tres primeros puestos para marcas no relacionadas con equipamiento deportivo. Santander se consolida en el primer lugar, mientras BBVA se consolida también en el tercer puesto.

Sorprendentemente, en fútbol, las marcas relacionadas con los dos grandes equipos de España capitalizan el podio: Qatar Foundation (16,5%), BWin (15,7%) mientras que BBVA que da nombre a la primera división de la Liga se encuentra en la cuarta posición (12,1%) detrás de Unicef (13,7%).

Carlos Díaz Güell es editor de 'Tendencias del Dinero', publicación 'on line' económico-financiera de circulación restringida
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad