Nada conduce a prever que el Ejecutivo de Pedro Sánchez puede caer mientras mantenga mayorías en el Congreso